¿Te faltan minerales? ¿Sabes si necesitas magnesio, cobre o zinc?

Los minerales son sustancias inorgánicas indispensables para el buen desarrollo y salud de nuestro organismo. Si bien los necesitamos en cantidades relativamente pequeñas comparado con otros macronutrientes como las proteínas, carbohidratos o grasas, su papel en nuestro cuerpo es de vital importancia. 

Los minerales desempeñan una amplia variedad de funciones esenciales como por ejemplo la formación de tejido óseo, la regulación del equilibrio de líquidos, la transmisión de impulsos nerviosos o la producción de energía. Además, actúan como cofactores en numerosas reacciones químicas que ocurren en nuestro cuerpo, que son indispensables para nuestro buen funcionamiento tanto durante el día como en el periodo del sueño durante la noche.

Por ello, cuando no obtenemos suficientes minerales a través de nuestra alimentación, muchas de nuestras funciones vitales no cuentan con los nutrientes necesarios para funcionar adecuadamente. 

La deficiencia de minerales tiene un impacto significativo en nuestra salud, a corto plazo empiezan a aparecer ciertos síntomas y a largo plazo, pueden manifestarse enfermedades más complejas. 

 

Descubre si te falta magnesio, cobre o zinc. 

Hoy queremos hablarte de tres minerales que son vitales para nuestra salud y darte una lista de los síntomas que están asociados a su deficiencia, para que puedas identificar si tu cuerpo te está mostrando que le hace falta alguno de ellos.

 

1️⃣ Magnesio: el mineral multifuncional.

El magnesio es un mineral que participa en más de 300 reacciones bioquímicas en nuestro cuerpo. Está involucrado en la producción de energía, la función muscular y nerviosa, la síntesis de proteínas y la formación de huesos y dientes. Y a pesar de su importancia, muchas personas no obtienen suficiente magnesio en su dieta diaria. 

Los síntomas iniciales de la deficiencia de magnesio pueden incluir:

  • Fatiga
  • Debilidad muscular
  • Calambres
  • Alteraciones del sueño
  • Irritabilidad y cambios de humor

A largo plazo, la deficiencia crónica de magnesio se ha asociado con enfermedades como la osteoporosis, la hipertensión arterial y la diabetes tipo 2.

 

2️⃣  Zinc: el mineral del sistema inmune.

El zinc es esencial para el funcionamiento adecuado del sistema inmune, la síntesis de proteínas, la cicatrización de heridas y el metabolismo de los carbohidratos. 

Una deficiencia de zinc puede manifestarse en síntomas como 

  • Pérdida de apetito
  • Debilidad
  • Retraso en el crecimiento
  • Problemas de piel
  • Caída del cabello
  • Disminución de la función inmune/infecciones recurrentes 

La deficiencia crónica de zinc también se ha relacionado con trastornos del desarrollo , del sistema nervioso y  problemas reproductivos.

 

3️⃣ Cobre: el mineral del tejido conectivo.

El cobre desempeña un papel crucial en la formación de tejido conectivo, la producción de energía, la síntesis de colágeno, el metabolismo del hierro y la función cerebral. 

La deficiencia de cobre puede manifestarse en síntomas como 

  • Fatiga
  • Debilidad
  • Anemia
  • Problemas de crecimiento en los niños
  • Fragilidad ósea y de los vasos sanguíneos
  • Problemas cognitivos



Seguro te habrás dado cuenta que muchos de los síntomas que son señal de que faltan estos minerales en el cuerpo son condiciones que generalmente solemos asociar con nuestro ajetreado estilo de vida y por ello no le damos la importancia necesaria. La mayoría de personas que tienen estos síntomas suelen considerarlos como algo “normal” y lo atribuyen generalmente a la falta de un buen descanso. 

Además, es importante tener en cuenta que si estas deficiencias se mantienen de manera continua en el tiempo, pueden aumentar el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas y comprometer seriamente nuestra salud en general. 

Por lo tanto, detectar las deficiencias de estos minerales y asegurar un adecuado aporte de los mismos a través de una alimentación equilibrada es esencial para mantener un cuerpo sano y funcionando en óptimas condiciones.

¿Dónde encuentro estos minerales?

1️⃣ Los minerales que nuestro organismo necesita para una buena salud se encuentran en una amplia variedad de alimentos, por ello una dieta equilibrada y un estilo de vida saludable son la base para prevenir deficiencias de minerales.

Algunas fuentes de magnesio incluyen espinacas, almendras, semillas de calabaza y chocolate negro. 

El zinc se encuentra en ostras, carnes rojas, legumbres y nueces. 

Por su parte, el cobre se puede obtener de mariscos, hígados, nueces y semillas.

2️⃣ Otra forma de asegurar la cantidad de minerales que recibe nuestro cuerpo es a través de suplementos alimenticios que los incluyen e incluso en ciertos medicamentos que deben ser supervisados por profesionales de la salud.

3️⃣ Y una tercera y muy efectiva opción para lograr que nuestro cuerpo reciba la cantidad que requiere de estos minerales es a través de la Terapia Nutricional Intravenosa porque se administran los nutrientes esenciales directamente en el torrente sanguíneo. De esta manera se evita el proceso de digestión y absorción intestinal, lo que permite una entrega rápida y directa al sistema circulatorio que favorece una absorción más rápida y completa de los nutrientes por  las células . 

Esta forma directa y efectiva de suministrar nutrientes esenciales al cuerpo acelera el beneficio que nos brindan para el buen funcionamiento de todo nuestro sistema y por ello es especialmente útil en situaciones en las que se requiere una recuperación rápida, como después de una cirugía o enfermedad aguda, si el sistema inmune está deprimido o cuando el sistema digestivo puede estar alterado  y la absorción de nutrientes a través de la alimentación regular puede ser limitada.

 

No lo tomes a la ligera, identifica si te faltan estos minerales. 

Es crucial reconocer los síntomas y señales tempranas de deficiencia de magnesio, zinc y cobre para poder abordar el problema a tiempo. 

Si experimentas alguno de los síntomas que está asociada la deficiencia de estos minerales si llevas tiempo con alguno de ellos o los presentas de manera persistente,es importante que le des la atención necesaria. 

La buena noticia es que cuando descubres y atiendes a tiempo la deficiencia de minerales,no sólo desaparecen los síntomas sino que también verás cómo tu salud empieza a mejorar significativamente.

Y siempre es recomendable buscar la orientación de un profesional de la salud para una evaluación y diagnóstico adecuados. 

 

Nosotros te ayudamos

Si sospechas que te falta alguno de esos minerales, cuenta con nuestro apoyo para identificar el problema, atenderlo y resolverlo de raíz. 

Podemos apoyarte con una evaluación Médica Integral con una perspectiva sistémica, la guía y orientación en nuestra área de Nutrición Clínica Funcional o con la aplicación de la Terapia Nutricional Intravenosa. 

Cualquiera que sea tu necesidad en cuestión de salud, es importante que la atiendas y le des prioridad. No esperes a que se compliquen esos pequeños síntomas o avisos que constantemente te envía tu cuerpo en tu vida cotidiana.

 

Referencias:
-Volpe SL. Magnesium in disease prevention and overall health. Adv Nutr. 2013;4(3):378S-83S. doi:10.3945/an.112.003483
-Wessels I, Maywald M, Rink L. Zinc as a Gatekeeper of Immune Function. Nutrients. 2017;9(12):1286. doi:10.3390/nu9121286
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Por qué me enfermo en vacaciones?

¿Te ha pasado que después de un período de estrés, cuando por fin llegan los días para descansar, terminas enfermo? Frustración total cuando después de