¿Por qué me enfermo en vacaciones?

¿Te ha pasado que después de un período de estrés, cuando por fin llegan los días para descansar, terminas enfermo?

Frustración total cuando después de tiempos complicados de la vida por fin tenemos el tiempo para relajarnos y lo que pasa es que el cuerpo no puede más. 

Esto sucede porque durante los periodos de estrés prolongado, el cuerpo secreta hormonas como el cortisol, que ayudan a manejar el estrés a corto plazo pero puede suprimir la función inmunológica si se mantiene elevada por mucho tiempo.

Entonces al llegar las tan esperadas vacaciones, el nivel de estrés disminuye abruptamente y con ello hay una reducción en la secreción de cortisol que puede desencadenar una “reacción de rebote” del sistema inmune, haciéndolo temporalmente más susceptible a infecciones o reduciendo su capacidad para contener algún desbalance subyacente. 

Además, mientras estamos en un estado de alerta, nuestro organismo necesita recursos extra que obtiene de otras partes del cuerpo o “apagando temporalmente” funciones que en ese momento no son esenciales para superar las “amenazas”. Pero de pronto, cuando ya no estamos frente a esa situación tan demandante, resulta que ya no tenemos recursos disponibles para retomar adecuadamente todas las funciones de nuestro cuerpo. Y cuando el cuerpo intenta ponerse en marcha de nuevo, no puede y se enferma. 

¡Pero no tiene que ser así! Sin duda alguna, es posible resolver esta situación.

 

La solución para no enfermarse en vacaciones.

Para manejar eficazmente los desafíos tanto en periodos de alta demanda (estrés) como en tiempos de calma (vacaciones), lo que necesitamos es fortalecer nuestro sistema inmune. 

Un sistema inmune robusto no solo es capaz de lidiar con el estrés agudo, sino que también se recupera y se adapta más eficientemente durante los periodos de descanso. Aquí te compartimos algunas estrategias que puedes incorporar en tu día a día para asegurarte de que tu sistema inmune estará preparado para cualquier eventualidad: 

  • Nutrición Adecuada: Una dieta rica en vitaminas, minerales y antioxidantes es fundamental para mantener una respuesta inmune saludable. Alimentos que contienen vitaminas C y E, zinc y otros nutrientes esenciales ayudan a fortalecer el sistema inmune. 
  • Ejercicio Regular: El ejercicio moderado mejora la circulación de células inmunitarias, ayudando a detectar y combatir infecciones más eficientemente. 
  • Manejo del Estrés: Técnicas como la meditación, el yoga y la terapia son efectivas para reducir la respuesta al estrés crónico, beneficiando así al sistema inmunológico 
  • Sueño de Calidad: Un buen descanso es crucial para el funcionamiento óptimo del sistema inmune. La falta de sueño puede alterar la respuesta inmune y aumentar la susceptibilidad a enfermedades.

 

Ayuda extra para fortalecer al sistema inmune: sueros de vitaminas y minerales.

Una solución simple y efectiva para fortalecer tu sistema inmune es la sueroterapia intravenosa. Es una forma rápida y segura para darle a tu cuerpo todos los nutrientes esenciales, vitaminas y minerales que necesita para estar en su mejor forma.

La aplicación intravenosa de vitaminas y minerales es una estrategia muy efectiva porque proporcionan una alta concentración de nutrientes esenciales que van directamente al torrente sanguíneo.

Esta terapia no solo fortalece tu sistema inmune, sino que también acelera la recuperación, aumenta la energía y garantiza una hidratación óptima de todas tus células. 

 

Prepara tus vacaciones para estar lo mejor posible y disfrutar al máximo.

Antes de salir a tus próximas vacaciones, incluye en tu planeación: darle a tu cuerpo el impulso que necesita para no enfermarse. 

En la medida de lo posible, adopta hábitos más saludables en tu rutina diaria pero sobre todo, organízate para aplicarte los  sueros de vitaminas y minerales que sean adecuados para tí. 

Te recomendamos:  

  • Lo ideal sería que una o dos semanas antes del periodo de tus vacaciones, agendes tu aplicación de suero. 
  • Pide un suero que incluya nutrientes específicos para activar los procesos fundamentales del sistema inmune, con el objetivo de promover una mejor respuesta y recuperación contra infecciones virales y bacterianas.
  • Revisar si no tienes alguna contraindicación (la más importante es revisar si eres alérgico a alguna de las sustancias que se incluyen en la fórmula del suero). 
  • Contar con la asesoría de un experto de salud o tu médico para saber cuál es el número ideal de aplicaciones que deberías ponerte. Porque siempre puede variar según como te encuentres y las condiciones actuales de tu vida.

 

En Aware tenemos los mejores sueros para cuidar tu sistema inmune.

En Aware tenemos los mejores sueros para cuidar tu sistema inmune porque en  cada fórmula tenemos lo mejor de la ciencia y medicina, con un enfoque integral que busca una intervención inmediata, efectiva y segura. 

Aquí te contamos qué es lo que hace que nuestra terapia de sueros sea tan exitosa: 

Fórmulas únicas:

Las fórmulas de nuestros sueros son exclusivas porque están diseñadas cuidadosamente por nuestro equipo de médicos expertos con un enfoque de medicina integral.

Objetivos médicos y terapéuticos: 

La composición de cada suero está diseñada cuidadosamente con la finalidad de que recuperes, mantengas y mejores tu salud.

Respaldo científico: 

La composición de nuestros sueros intravenosos son resultado de años de estudio, investigación y respaldo científico. 

Estándares de calidad: 

Somos expertos en la aplicación médica de esta terapia y utilizamos materias primas de la más alta calidad aprobadas por las agencias e instancias regulatorias tanto de nuestro país como a nivel internacional.

Protocolos para su aplicación: 

Cumplimos con todos las regulaciones, procedimientos y medidas sanitarias correspondientes. Y contamos con el entorno adecuado para su correcta aplicación. 

Orientación personalizada: 

En Aware siempre contarás con la guía de nuestros especialistas para estar seguros de qué sueros y cuántas aplicaciones son adecuadas para tí.

 

No lo dudes, si vienen vacaciones, prepárate de verdad para poder disfrutarlas.

Ahora ya sabes que para planear unas buenas vacaciones, lo primero es cuidar tu salud y asegurarte de que tu cuerpo esté listo, sano y fuerte para gozar lo más posible. 

No lo dudes, dale prioridad a tu cuerpo y prepáralo para estar lo mejor posible. 

 

¡Te esperamos en Aware para ayudarte a vivir la mejor versión de tu salud antes y durante tus vacaciones!